Cuando te fijas en las listas de conciertos que llegan a tu ciudad o en las listas de deportes profesionales y te encuentras con nombres únicos y exóticos de otros países, puede parecerte normal como espectador; sin embargo, por cada artista internacional que presenta un espectáculo en los Estados Unidoso todos esos grandes jugadores internacionales de Béisbol, Hockey y/o Baloncesto, por ejemplo, hay un proceso preliminar separado que cada uno de ellos debe tomar para poder participar o jugar en los Estados Unidos,  esto implica lasnegociaciones con agentes, compañías, sedes y equipos de Estados Unidos y se requiere contratos detallados para solicitar las visas que autorizan a estas estrellas extranjeras a trabajar en los Estados Unidos.

Para todos los ciudadanos extranjeros que puedan estar interesados en actuar, jugar o presentarse en los Estados Unidos, primero deben saber que esto no se está permitido sin una visa específica y en muchos casos, la visa correspondiente es la visa (P-1), que se aplica a las presentaciones, tours y temporadas (las visas O-1 se tratarán en otro artículo). Un artista o atleta solo puede actuar o presentarse sin una visa de trabajo solamente; si no se les paga o reembolsa de ninguna manera (ni siquiera una comida, un boleto de avión o una habitación de hotel) y si la audiencia no paga por asistir al evento, es decir, no hay ingresos generados. Una advertencia importante es que esto no se aplica al talento no reconocido o aficionado. Los atletas y los artistas deben ser profesionales reconocidos internacionalmente para poder calificar para este tipo de visa.

Para calificar para una visa (P-1)como artista, la aplicación puede hacerse individualmente o en grupo, y debe mostrar lo siguiente:

  1. Los artistas viajan como parte de un grupo.
  2. Tal grupo en su conjunto ha sido reconocido internacionalmente como destacado por un período de tiempo.
  3. Dicho grupo consiste en queal menos el 75% de los miembros han estado con el grupo durante al menos un año.
  4. Los animadores están entrando a los Estados Unidos exclusivamente para actuar con ese mismo grupo.
  5. Una organización laboral apropiada proporcionó una consulta por escrito.
  6. Existe un contrato donde los artistas son empleados por el (los) empleador (es).

Alternativamente, un agente de los Estados Unidos puede presentar las peticiones de visa (P-1) en nombre de los artistas y los empresarios. Sin embargo, los agentes están sujetos a condiciones adicionales y deben presentar lo siguiente:

 

  1. Un itinerario completo de compromisos para los artistas.
  2. (a) Fechas específicas de cada compromiso, (b) nombres y direcciones de cada empleador, (c) nombres y direcciones de cada establecimiento, lugar o ubicación de las actuaciones.
  3. Los términos del contrato entre los empleadores y los artistas.
  4. Una explicación de los términos y condiciones del empleo, junto con cualquier documentación requerida.

 

Adicionalmente, los agentes deben demostrar que están en el negocio de la agencia. Más específicamente, los agentes deben demostrar que están autorizados para actuar como agentes de los empleadores con el propósito de presentar la solicitud de visas (P-1). Esto requiere un acuerdo de representación entre el agente y el artista (s). Para los atletas, se aplican los mismos requisitos, y varían dependiendo de si se aplica individualmente, en base a un contrato de trabajo con un equipo, o si están visitando como parte de un club, como un partido de fútbol amistoso contra Estados Unidos u otro país, por ejemplo. Todos los jugadores individuales deben solicitar visas en esta categoría.

Esto lleva a la pregunta de quién está solicitando realmente tú visa (P-1): el empleador, tu agente o algún otro patrocinador (como por ejemplo; la empresa que administra el lugar de un festival), y cómo deberían ser esos contratos para poder calificar para la visa. Dado que se debe presentar una petición de visa (P-1)separada por cada artista o atleta, y su personal de apoyo (por ejemplo, el Cirque du Soleil), los solicitantes deben considerar la duración del plazo del contrato para permitir tiempo suficientepara que las solicitudes de visa (P-1)sea aprobada por USCIS y por las embajadas o consulados de los Estados Unidos.

Dado que el plazo de la visa depende de la duración del contrato con un empleador, o de la serie de contratos con múltiples empleadores a través de un agente, cada contrato debe ser legalmente ejecutado en su totalidad, y debe cumplir con todas las leyes laborales.

Si bien el USCIS permite que un acuerdo verbal califique como un contrato vinculante, a los efectos de las solicitudes de visa (P-1), los artistas, deportistas, agentes y empleadores deben comprometerse a redactar los términos del acuerdo (para garantizar la claridad de las obligaciones respectivas de las partes). Para que un contrato sea vinculante, se deben negociar promesas que se acuerden mutuamente entre las partes, y se debe intercambiar algo de valor (conocido legalmente como “consideración”). El acuerdo más común es el pago de dinero a cambio de servicios.

La práctica estándar es que el acuerdo con un empleador esté sujeto a la concesión de una visa válida (P-1 o de otro tipo), para evitar el riesgo de que ciudadanos extranjeros realicen actividades ilegales. Naturalmente, todas las partes quieren garantías de que los ciudadanos extranjeros con talento pueden viajar y trabajar en los Estados Unidos antes de que alguien esté vinculado al contrato. Los artistas y atletas extranjeros pueden negociar para que los empleadores cubran los gastos relacionados con la obtención de la Visa (P-1), mientras que las organizaciones pueden desear tener flexibilidad con los artistas en caso de que la visa se demore debido a que no hay culpa de ningún participante. Las partes también deben considerar un plan de contingencia en caso de que la solicitud sea rechazada. Un acuerdo bien redactado también debe especificar claramente cualquier responsabilidad, o fondos que se puedan adeudar, en el caso de que el desempeño se vuelva imposible, debido a una falla en la obtención de la visa o un evento de fuerza mayor (que normalmente incluye un desastre natural, huelga laboral, u otras cosas fuera del control de las partes contratantes).

En algunas relaciones de talento-agente, el contrato puede incluir autorizar al agente a hablar por el talento y firmar documentos vinculantes y recibir pagos en su nombre. Algunos agentes de los Estados Unidos pueden hacer que su representación dependa de que el talento reciba una visa exitosa, y otros incluso pueden ayudar con el proceso de solicitud de la visa, inclusive tomar las medidas necesarias para solicitar la extensión de la estadía (si los compromisos van más allá del período de visa inicial).

Los animadores, actores  y atletas que soliciten visas de los Estados Unidos, deben saber si su desempeño en los Estados Unidos, está sujeto a las pautas de los gremios o si requiere que se les otorgue membresía o permiso de una organización laboral.

Para todas las partes, una regla práctica e inteligente es obtener todos los términos del acuerdo claramente por escrito, y con anticipación, para evitar disputas o desacuerdos más adelante.

Para una mejor comprensión de las visas (P-1), comuníquese con Steve Maggi en smaggi@smalawyers.com. Para cualquier consulta relacionada con el contrato o la ley del entretenimiento, póngase en contacto con Domenic Romano en info@RomanoLaw.com.